Yo soy…

una jardinera frustrada.

Me encantan las flores, las plantas, los jardines, los maceteros pero tengo que reconocer que nací sin el don de la jardinería. Por éso me parece increíble que haya gente que puede hacer crecer cualquier cosa en cualquier lado…


Para ciertas personas cualquier recipiente es fuente de inspiración y el lugar perfecto para un mini jardín…


o hasta para una pequeña huerta…

Ahora que dentro de poco voy a volver a vivir en un departamento, voy a dejar de pensar en un lugar así…

y voy a empezar a soñar con algo como ésto…