Un alto en el alto bloguero!

A pesar de que prometí un alto por unos días,
no me quise perder la oportunidad de participar en la
Feria del Libro
organizada por “Zapallos en Almíbar”
así que aquí va mi contribución…

Por mucho tiempo,
los libros antiguos fueron mis “juguetes” favoritos.
Pasé horas
juntando elementos vintage para decorarlos…

pensando en cada palabra a sellar…

y sobre todo en la “historia” que quería contar…

Las páginas amarillentas,
las tapas rotas o desaparecidas,
y a veces hasta el olor a humedad,
me ayudaban a que cada uno fuera único…

Tuve la suerte de que fueran bien recibidos por la gente.
Muchos se fueron a Canadá…

y otros fueron creados a pedido
con fechas o lugares especiales…

Hasta tuve el honor
de que mi trabajo fuera mostrado
ante un grupo de artistas …
Las fotos decían más o menos así:

“Los libros antiguos me ofrecen un lienzo en blanco.
Me dejan, de alguna manera u otra,
escribir mis propias historias
donde los elemenos que uso
se convierten también en palabras…

Algunas veces,
cuando la suerte y la inspiración me alcanzan,
los transformo en algo que vale la pena guardar….

pero muchas, muchas veces,
pienso que los libros se transforman solos
y yo solo ando por ahí cerca, con el pegamento en la mano…”
Marcela Cavaglieri

Gracias Eli, por haberme ayudado a recordar
cuanto placer me daba hacer éstos libros.
Es algo que voy a retomar,
en cuanto tenga de nuevo una mesa de trabajo
y muchas chucherías con las cuales jugar!
Estoy segura que los lugares que me esperan recorrer
y la gente con la que espero compartir ése camino
van a ser mi futura inspiración…

Ahora si,
les ju les ju les ju
que no vuelvo hasta el Lunes…o Martes!!!!

Felices Pascuas!