Viernes…


Mi cámara decidió que no quiere trabajar más.

Menos mal que decidió jubilarse
el último día de las vacaciones y no antes!
(estoy tratando de ver
el lado positivo de la cuestión…)

Así nomás,
retiro voluntario que le dicen…

Mientras evalúo la situación:
comprar nueva
no comprar
llamar a Kodak de USA
(Kodak Argentina no tiene la parte)
cuánto gastar en caso de que compre
cuánto me ahorro en caso de que no compre
qué marca
etc
etc
etc

Mentira! todas éstas conjeturas
se las hace mi marido
yo ya tengo una elegida
esperando el momento indicado para darle la novedad.

Como decía, mientras “debatimos”
o sea “debate”
prendo la cámara vieja
y me encuentro con fotos de hace muuuuucho tiempo atrás…

y de repente me acuerdo de cosas que vendí
y de flores que robé…

Fotos totalmente olvidadas.

Y la pobre cámara vieja me las regala
como queriendo reconquistarme
y tengo ésa sensación de alegría que me invade
como cuando meto la mano en el bolsillo del pantalón
que hace mucho que no uso
y encuentro $.

Me pregunto cuántos bolsillos olvidados
voy a tener que revisar
para poder comprarme la cámara nueva
y cuándo será un buen momento para decirle a Edu
que ya no necesita debatir más…
Mientras lo decido éste finde,
me dejo un ratito para crear algo lindo
y vos hacés lo mismo, dale????

Nos leemos el Lunes…