Seguimos?…

La recorrida del otro día
nos trajo hasta acá:
la salida del comedor,
que abre hacia
el living.
Hoy me gustaría mostrarles un poquito más…

Me acompañan?

Sobre los ventanales que dan a la terraza,
coloqué la cómoda blanca que estaba antes en el comedor
y donde guardo los manteles 
y  cajas de fotos…

El departamento vino con las cortinas,
 por suerte,
la administradora del edificio tiene buen gusto
y parece que las hubiera hecho para mi:
blancas y simples….
La Señora fea que nadie (excepto yo) quiere
me cuida los caracoles que juntamos
 en las playas que visitamos ….

y algunos de mis platos y fuentes…

Enfrente a ella,
el muchachito de yeso disfruta del sol mientras
descansa sobre la columna de madera,
un espejo viejo,
 un cartel que me regaló mi hermana Clara
cuando venir a Argentina era ni siquiera un plan
y una de las sillitas de mi colección
completan el rincón…

…y aqui empieza lo interesante
por que la escalera lleva a 2 pisos más…

…pero hoy no subimos chicas,
por que no todo está listo
para ser mostrado!
La parte de abajo está bastante decorada y ordenada
por que tengo a mi hermana de visita
y necesitábamos un lugar donde tirarnos y charlar
al final del día
que no tuviera cajas y caos…
nada más que por eso…
Unos días más y recorremos los otros 2 pisos,
por ahora,
 volvamos al living…

El pedazo de techo antiguo de chapa,
cuelga ahora de ésta pared…

El living es considerablemente 
más chico que el que tenía antes,
pero me encanta como se luce todo acá
debido a la luz increíble que tiene…
De un lado…

… del otro…

y más cortinas perfectas
gracias a la señora administradora…
El mueble donde guardo la vajilla no entró en el comedor,
así que ahora vive sobre ésta pared…

y a su lado,
 un rincón medio raro,
donde encontraron su hogar las valijas antiguas…

recuerdos de aquí y allá,
papá con su pinta infartante
por una calle de Uruguay
y velas…por las dudas….

…un cuadro que no pude mostrar mucho antes
por la falta de luz en ciertos ambientes
en el departamento anterior:
Otra feucha que me robó el corazón
en un negocio de antigüedades.
Tiene marcas de los muchos años que hace
anda dando vueltas,
pero quien no las tiene?…

y ellas:
las grandes,
las más,
las infaltables:
Martha Stewart y
Rachel Ashwell…
las que me enseñaron el respeto por lo
antiguo,
por lo marcado por el tiempo.
Las que me enseñaron que la única regla válida 
a seguir 
en decoración 
es la falta de reglas…

…que una cómoda de dormitorio
puede estar en el living,
que las cosas abandonadas y tiradas por otros
a veces, merecen ser rescatadas,
que una ventana vieja y descascarada
puede ser decorativa
y que cada rincón de la casa debe ser vivible!

Espero hacer unas cosas pendientes hoy,
y descansar y disfrutar del lugar nuevo
con la familia,
por que después de todo:
memorias con ellos
es lo más lindo que  podemos crear.
Nos leemos el Lunes…