Finde Frugal 145

El dorado tuvo épocas de reinado en el mundo de los colores
y épocas de muy mala reputación.
Tiene sus amantes  y también tiene sus opositores.
Yo, cuando está aplicado en su justa medida y en “cuotas”, 
me cuento entre sus admiradoras
y hoy,
después de este post  lleno de glam frugalero
tal vez pueda convertirte en una fan
 si es que el dorado no está entre tus favoritos.
Quedate y dame la oportunidad.
No tenes nada que perder,
sentate y relajate…

Mirá la botella de tomates como se queda quietita
mientras le hago un stencil con pegamento multiuso.
Este pegamento que uso hoy es liquido,
blanco pero seca transparente,
se aplica con esponja o pincel
y después de unos 15 minutos se seca y crea mordiente
Imposible hacer esto y sacar fotos!

Una vez que eso sucede.
o sea, cuando lo tocás, el dedo se queda apenitas pegado
y te da la impresión que ya no pega mucho,
le aplicás encima láminas de metal color oro,
las que se usan para el dorado a la hoja…

Estas láminas son muy muy volátiles y frágiles
asi que asegurate de hacer este trabajo en algún lugar donde no haya 
corriente de aire o las vas a ver volar por la ventana!
  
Con el dedo,
frotá la lámina firmemente.
En los lugares donde hay pegamento, 
la lámina de adhiere.
En las otras partes, donde la lámina no tiene a que pegarse,
 se va a desprender y a caer obre la mesa.
No te preocupes,
los pedacitos de lámina que se desprenden,
se pueden volver a usar si los guardás con cuidado…

Llegó el momento del revelado…
oro o no oro?

La botella de tomates dijo si al oro
y me dijo que de ahora en más la debo llamar
Señora Botella de Tomates…
Derrama glamour!

Quien te ha visto y quien te ve!

Frugalidad total,
pero con infulas de 
OjoDondeMePonesPorQueEstoyEsplendida!

Y vos que decís:
te guardarías un ratito para hacer algo lindo color oro?
Nos leemos el Lunes…

https://static.inlinkz.com/cs2.js