Charla vecinal

Los Argentinos hacemos bastantes cosas mal…
Quedate tranquila que no las voy a mencionar,
no te quiero deprimir el día y ademas éste trata de ser un lugar positivo,
por eso voy a escribir sobre una de las cosas 
 que los Argentinos hacemos bien.
La charla.
Los Argentinos podemos charlar hasta morir.
Y no estoy hablando solo de la charla entre amigos
porque a mi la que me sigue sorprendiendo es la charla
con el vecino….
La charla espontanea que se da con el otro
cuando nos tomamos ese ratito extra para conectarnos
Una mañana de compras por ésta zona de Palermo, 
no es nunca una corridita…
hay que salir con tiempo para charlar
con el carnicero sobre política 
y con el muchacho de la dietética sobre el partido del domingo…
La señora de la fiambreria te va a contar sobre su viaje familiar por España
y Claudio, el ferretero, sobre sus findes de remo en el Tigre.
 La economía no está ausente de las charlas vecinales
y de éso se encargan Don Víctor y Margarita, 
la pareja de la maderera…

En mi barrio, como en buena parte del país,
 se practica el deporte nacional de la charla
y cuando le dedicás tiempo,
hasta salís con una bolsa de duraznos gratis de la verdulería…
Un poco machucados, 
pero perfectos para un delicioso licuado
o para una compota natural super fresca…

Hacemos muchas cosas mal,
pero a la charla y a la gauchada
no nos gana nadie….
Tratemos, cuando se puede,
 de seguir siendo campeones  en esto, a pesar de todo.
le dedicaste tiempo a tu vecino hoy?
“En este mundo, los hombres no pueden vivir como extraños” 
~Adlai E. Stevenson~