Caserito, caserito

Edu dice que desde que hago pan casero, budín y yogurt,
me parezco a Laura Ingalls.
Y yo me lo tomo como un halago!
El yogurt él ni lo prueba porque no le gustan los lácteos.
Pobre, no sabe lo que se está perdiendo,
porque después que probás de hacerlo en casa,
no comprás más del yogurt masivamente producido.
Vas a necesitar:
 1 litro de leche entera
(yo lo hice con descremada y también sale, aunque más líquido)
1 yogurt entero comprado sabor natural
(cuando no consigo, compro de vainilla).

Ponés a hervir la leche y justo antes que rompa el hervor
lo retirás del fuego.
(o, como me pasa a mi:
 te olvidás,
ensuciás toda la cocina,
te mandás unas cuantas palabras coloridas y lo sacás del fuego,
o sea no muy Laura Ingalls…)
Cuando se enfría un poquito,
(tanto que podés dejar el dedo limpio adentro por 5 segundos sin gritar)
le agregás el pote del yogurt comprado
y lo mezclás usando un tenedor o el batidor de mano.

Lo ponés en un tupper con tapa
(si es que la encontrás!…
algún día tendremos que hacer un post sobre
la misteriosa desaparición de las tapas de los tupper),
lo tapás con un repasador
y lo dejás por unas 20 horas en un lugar templado.
Yo siempre lo dejo sobre la mesada,
 al lado de la cocina.

Y ahora viene lo creativo!
Hay muchos toppings que se le puede poner:
compota de ciruelas,
frutas varias,
duraznos en almibar,
semillas,
frutas secas,etc
Uno de mis favoritos es el que muestro en la foto:
bananas,
copos de cereal sin azúcar,
nueces y miel.

El único problema con éste yogurt
es que es tan rico que los frasquitos tan mononos
 del yogurt ultra conocido
que todas coleccionamos,
resultan muy chicos!

Empezá a guardar los frascos un poco más grandes
porque a tus chicos les va a encantar.
Armalo tipo lasagna:
 una capa de yogurt, una del topping elegido.

El domingo, podés hacer hasta un Yogurt Bar 
con café y jugos para el desayuno,
poné varios toppings y que cada uno se arme el suyo.
No es solamente más rico,
es además mucho más natural y económico
un 10 en el rating de la 
Comida Fácil Para la Mujer Moderna….
los Ingalls la tenían tan clara!

“No hace falta cocinar complicadas obras de arte,
solo hay que cocinar con ingredientes frescos”
~Julia Child~